11 Comentarios

  • oscaracso28944

    Economista no soy, pero los topes de precios solo pueden llevar a un incremento de la venta del producto en el mercado negro. Recordemos «Espejo de Paciencia», ahora no como el primer texto cubano, sino lo que relataba. Recordemos los hechos que dieron lugar a lo que tan épicamente cuenta el poema: las leyes que imponía España en la isla impedían el comercio con el exterior a no ser desde el puerto de la Habana. Esta ley llevó, casi como si fichas de dominó fuese la historia, a que un pirata secuestrara (por quedar fuera de un negocio si mal no recuerdo) a un alto funcionario de la iglesia que visitaba el pueblo para intentar remediar aquello, porque parece que el relajo era mucho ya, pero que por lo que entendí al final entró en caja (en el negocio). El secuestro creo que fue como represalias contra el pueblo por dejarle fuera de algún negocio. Y en fin, todos sabemos cómo terminó aquello… bueno. En fin, he divagado bastante, pero creo que se entiende mi punto. Un mayor «control» por parte del Gobierno solo trae como consecuencia un mayor descontrol.

    • Hayes Martinez

      Buen día Oscar.
      No necesariamente tiene que ser negativo. No lo digo para Cuba, sino que no existe una regla general para ver el tema. Depende mucho del contexto cultural y de los productos específicos sobre los que incida.
      Solo un ejemplo, topar puede ser una medida bien acogida, cuando sobre aquellos productores sobre los que recaerá -siempre que no dañe su rentabilidad- tengan y se hayan formado bajo un sentido de la responsabilidad empresarial con la sociedad, de una cultura tributaria, que a la vez se alimenta en la medida que las contribuciones a través de impuestos las noten quienes los pagan.
      Por tanto, mi primera pregunta es si ha venido con el acompañamiento que lleva, o solo ha sido una medida tomada, un golpe en la mesa.

    • oscaracso28944

      Miguel, buen día igual para ti también. Entiendo bastante bien lo que dices. Pero hablas durante todo el texto sobre lo que puede ser en un espacio abstracto, en ese laboratorio neutro desde donde se piensan en primera instancia las cosas, pero esta medida es actual y no simplemente cubana, sino «habanera» o «capitalina». Mi pregunta para ti es: ¿Será beneficioso para la economía (toda) habanera y cubana, el tope de precios?

    • Hayes Martinez

      Óscar, tú pregunta es muy abarcadora y peligrosa. Lo primero, es que la información correcta para modelar el posible resultado, no la tengo, ni creo que en esta Cuba tan cambiante últimamente alguien la tenga. Cualquier decisión se toma, sobre la base, y no voy a decir especulación, de la intuición intelectual. La medida se toma asumiendo un posible efecto, y ese posible efecto lleva implícito una lógica de funcionamiento sobre aquello que va a incidir. Incluso, las grandes decisiones económicas de empresas, se toman asumiendo un posible escenario en que se desarrollará la acción, sobre cierta modelación, que es pura intuición intelectual ( asumo solo la dimensión del intelecto que toma la decisión, sabemos que en ella hay un componente de relaciones de poder, intereses personales, etc). Por el lado de la información, ya tenemos un problema.
      Por lo de beneficioso, creo que es muy general.
      Por un lado, servirá para evitar verdaderos abusos al bolsillo, por el otro, puede provocar el caos. Pero eso tampoco lo sé, dependerá mucho de la racionalidad de los productos ( ya sea de productos o de servicios), que a su vez son arrastrados por la espiral de escasez y demás consecuencias negativas de la economía cubana como sistema ( sistema eufemísticamente).
      Por tanto, un análisis un poco más serio nos llevaría a verlo por sectores, por regiones, etc.
      Porque digamos, no son lo mismo los jubilados de Nvo. Vedado, que los de Marianao ( y es algo sería esa diferencia)

  • ANÍBAL DE LA VEGA DÍAZ

    Buenos días Miguel,

    En primer lugar, el precio es un valor subjetivo de la producción, pero a medida que se van añadiendo intermediarios, el precio final va subiendo.

    Una cosa es el precio que pone el productor a su producto. Si el productor fábrica tornillos, por poner un ejemplo, debe tasar el precio de producción, según lo que le cuesta hacer un tornillo, más su ganancia, más los impuestos indirectos como el IVA.

    PP + G + IPi = PV
    PP = precio de producción

    Ese precio de venta no debería ser topado, a no ser que haya un acuerdo entre el productor y el mayorista, pero sería un acuerdo entre partes.

    Luego, al precio de venta se le suma el transporte al mercado mayorista + el precio al que lo vende el mayorista al distribuidor + distribuidor + el precio de la tienda minorista.

    PP + G + IPi = PV + PTrs + PMM + PDs + PMi = PVP

    PVP = Precio de Venta al Público.

    Ahora bien, si hay exceso en la oferta: Cuando existe exceso de oferta, el precio al que se están ofreciendo los productos es mayor que el precio de equilibrio. Por tanto, la cantidad ofrecida es mayor que la cantidad demandada. Con lo consiguiente, los oferentes bajarán los precios para aumentar las ventas.

    Exceso en la demanda: Por el lado contrario, cuando existe escasez de productos, significa que el precio del bien ofrecido es menor que el precio de equilibrio. La cantidad demandada es mayor que la cantidad ofrecida. De modo que los oferentes aumentarán el precio, dado que hay muchos compradores para pocas unidades del bien para que el número de demandantes disminuya, y se establezca el punto de equilibrio

    Hay gráficos para ambos casos que explican esto.

    • Hayes Martinez

      Gracias Aníbal. Aprendí algo en los semestres de microeconomía y usted viene a recordarlos.
      Sobre lo que plantea, olvida -o no especifica la estructura de mercado para sus ejemplos. Asumo, que se referirá a competencia perfecta ( se nota).
      Lo del precio como algo subjetivo, honestamente no lo entiendo. Todo proceso social es de objetivación y subjetivación, según Marx.
      Sugeriría no traer a colación axiomas de escuelas económicas positivistas del siglo XIX. Saludos

  • Alex

    Las medidas que deberían acompañar el aumento salarial, que todos sabemos no alcanza para cubrir necesidades básicas, aún con los precios actuales, deberían estar encaminadas a aumentar la producción y con ello emparejar la oferta con la demanda. Particularmente en la venta de productos alimentarios y de 1ra necesidad. Las restricciones internas no permiten este desarrollo a manos de una fuerza de producción no estatal y el Estado no es capaz de cubrir eficazmente la demanda y la escasez de productos es continua. Es evidente que en gran medida se debe a un mal desempeño y una gran desorganización administrativa. Un tema a revisar son las importaciones de esos productos básicos (para no hablar del resto). Es evidente que hay una cadena de ‘trabajo mal hecho’ que mantiene la fluctuación de las ofertas en tiendas y agromercados. Las producciones agrícolas nacionales no solo no son suficientes sino que a menudo se pierden por ineficiencia o negligencia.
    El tema es complejo porque hay mucho que arreglar. Quizás es hora de no enfocarse en perseguir tanto la corrupción y las ilegalidades (de casi todo un pueblo) y más bien atender sus causas. Cuando las personas no tienen qué comer buscan el método, cuando hay tantas restricciones es difícil no cometer ilegalidades.

    • Ernesto Núñez

      Estoy muy de acuerdo con su opinión. Demasiadas restricciones solo llevan al incremento de la criminalidad (en cualquiera de sus formas). «Si un individuo no tiene cubiertas sus necesidades básicas (salud, comida, techo) nunca se comportará como un ser humano, sino solo como un animal».

  • Sergio Acosta

    Lo de topar los precios me sorprendió, primero porque era una medida tomada para La Habana. No sé si en otras provincias existe. Por otro lado porque era enfocada en bebidas y en los precios máximo que pueden poner los cuentapropistas. Finalmente porque me pregunto porqué razón esos productos que son de producción de empresas estatales no son distribuidos por empresas estatales teniendo en cuenta que son ellos los responsables de ponerlos en el mercado. Al no existir aún un mercado mayorista para los cuentapropistas, estos se las arreglan para acaparar , conseguir, comprar, resolver los productos. Ó sea que los cuentapropistas son empujados a hacer irregularidades para sobrevivir.. Saludos.

  • Ernesto Núñez

    TEXTO TOMADO DE CUBADEBATE

    Nuevas medidas para evitar el incremento de tarifas y precios de los productos
    En este artículo: Comercio, Cuba, Economía, Ministerio de Finanzas y Precios (MFP),

    Tres nuevas Resoluciones emitidas por el Ministerio de Finanzas y Precios (MFP) fueron publicadas ayer en la Gaceta Oficial Extraordinaria No. 16, las cuales se relacionan con el proceso de incremento salarial y de pensiones, referidas a la Contribución Especial a la Seguridad Social y el Impuesto sobre los Ingresos Personales, así como a la aprobación de Precios y Tarifas.

    La Resolución 301/2019 dispone que los precios mayoristas, las tarifas técnico-productivas y los precios de acopio, independientemente de cual sea su instancia de aprobación, no pueden ser incrementados, una decisión en correspondencia con lo anunciado por la dirección del país al dar a conocer la decisión del Gobierno sobre el incremento salarial al sector presupuestado y el aumento de las pensiones menores de 500 CUP.

    Según queda expuesto en la Resolución, las empresas comercializadoras tampoco pueden aumentar las tasas de margen comercial con las que actualmente operan, mientras que los precios mayoristas de exportación e importación se mantienen según las regulaciones vigentes y se limita la aplicación de las tasas de margen comercial a las actuales.

    Otro aspecto que recoge la normativa es que se ratifican los precios máximos de los productos agropecuarios que se comercializan a la población en los mercados agropecuarios estatales y sus respectivos puntos de venta, los cuales ya habían sido establecidos con anterioridad por el MFP, los consejos de la Administración provinciales y del municipio especial Isla de la Juventud, así como los jefes de las administraciones locales en el caso de Artemisa y Mayabeque.

    Cualquier modificación o incrementos con carácter excepcional deben ser presentados en todos los casos al Ministerio de Finanzas y Precios para su evaluación, el cual está encargado, además, con su sistema de inspección, de revisar los precios establecidos y aplican las medidas que correspondan, cuando se detecten irregularidades que violen lo dispuesto.

    La Resolución 302/2019, por su parte, establece las regulaciones para los precios de venta de los trabajadores por cuenta propia, las cooperativas no agropecuarias, cooperativas agropecuarias, de créditos y servicios, unidades básicas de producción cooperativas, y otras formas de gestión no estatal. Dichos actores no pueden incrementar los actuales precios y tarifas de sus productos y servicios, con destino a las entidades estatales y a la población.

    El documento ratifica la facultad de los presidentes de los consejos de la Administración provinciales del Poder Popular y del municipio especial Isla de la Juventud, así como de los jefes de las administraciones locales de Artemisa y Mayabeque, para establecer los precios y tarifas máximos a aplicar por todas estas figuras mencionadas anteriormente en sus respectivos territorios. A la vez, son responsables de crear los mecanismos de control pertinentes.

    Acerca de la Contribución Especial a la Seguridad Social y el Impuesto sobre los Ingresos Personales se refiere la Resolución 300/2019. Dicho documento deroga la Resolución No. 134 de 2014, a los efectos de realizar las adecuaciones para instrumentar el pago de esta Contribución y del Impuesto sobre los Ingresos Personales.

    El procedimiento se realizará acorde con el total de las remuneraciones que se obtienen por concepto de salario y se precisa que las personas que cobren menos de 500 CUP aportarán el 2,5%, y quienes reciban más de 500 CUP lo harán con un 5%.

    Este tributo se paga mediante el sistema de retenciones que realizan las entidades dentro de los primeros diez días hábiles de cada mes, por la totalidad de ingresos gravados correspondientes al mes anterior, según consta en el registro de nóminas.

    Igualmente, se aplica el pago del Impuesto sobre los Ingresos Personales a los trabajadores del sector presupuestado por el total de las remuneraciones que obtienen, a partir de 2 500 CUP mensuales, por concepto de salario escala. Para el cálculo de este impuesto se aplica un tipo impositivo del 3% y se realiza también mediante el sistema de retención que llevan a cabo las entidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: