Onírica

Naturaleza muerta

…preso en un lienzo maldito de naturaleza muerta.

Por: Sahily Aguilera

Amanece otra semana
cenicienta… La ciudad
gime su gris orfandad
al filo de la mañana.
Prolifera la desgana
en los jardines sedientos…
Las golondrinas, por cientos,
de silencio, se suicidan,
y las nostalgias anidan
en la rosa de los vientos.

Hormiguea en los senderos
un temblor amordazado
que alucina de pasado…
de veranos… de aguaceros…
Un requiem de polvo, a Eros,
en el aire se adivina.
Y el paisaje, tras la encina,
otrora henchida de verde,
en la hojarasca se pierde,
con menos rosas que espina.

De primaveras desierta,
la vida hiberna, cual grito
preso en un lienzo maldito
de naturaleza muerta.
Ni el arcoiris acierta
a colorear el lecho
de flores, mustio y maltrecho,
que de inviernos se marchita,
en la añoranza que habita
en el centro de mi pecho.

También puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas